A mi hermana le vuelve loca chingar por detrás

100%

Siempre que acabamos las clases en la uni mi hermana y yo nos vamos corriendo a casa para echar un polvo, a esas horas mi madre aún está trabajando y aprovechamos esos minutos para cometer incesto. Fijaos cuánto le gusta chingar por detrás, o mejor dicho, que me la chingue a 4 patas porque dice que así siente hasta el último centímetro de mi verga. No sé si lo que más me gusta de ella es lo reputa que es o las enormes tetas naturales que tiene, agarrarme a ellas cuando la estoy culeando y correrme dentro de su conchita es la mejor sensación que he experimentado en mi vida.